Etiquetas

, , ,

elecciones-ecuador.jpg

Ecuador realizó simulacros de elecciones generales donde comprobó la operatividad del sistema de escrutinio. Foto: ANDES.

Tomado de: Cubadebate

Este domingo 19 de febrero, más de 12 millones de electores en Ecuador están convocados a las urnas para elegir de entre ocho candidatos al sucesor del presidente del país, Rafael Correa, quien durante una década promovió la Revolución Ciudadana en esa nación suramericana.

Los ecuatorianos elegirán Presidente y Vicepresidente de la República, además de 137 integrantes de la Asamblea Nacional y 5 parlamentarios andinos.

Ese día, los electores también serán consultados sobre una propuesta hecha por el presidente Rafael Correa, que plantea inhabilitar cargos de elección popular a ciudadanos que mantengan cuentas en paraísos fiscales.

El presidente del Consejo Nacional Electoral (CNE), Juan Pablo Pozo, garantizó la transparencia del proceso al tiempo que hizo un llamado a los ecuatorianos a respetar los resultados de los comicios.

El voto en Ecuador es obligatorio para todos los ciudadanos mayores de dieciocho años (incluso para reos sin sentencia condenatoria ejecutoriada) y es facultativo para jóvenes mayores de 16 años, militares, mayores de 65 años, ecuatorianos en el exterior y extranjeros que residan en el país al menos cinco años.

En caso de que se requiera de una segunda vuelta de votaciones, se efectuará el 2 de abril.

La campaña electoral inició el 3 de enero pasado y concluyó el jueves 16 de febrero, cuando los ocho candidatos a la presidencia realizaron sus últimas actividades fundamentalmente en las ciudades de Quito y Guayaquil.

El candidato de Alianza PAIS, Lenín Moreno; el exbanquero conservador Guillermo Lasso; la socialcristiana Cynthia Viteri y el exalcalde de Quito, Paco Moncayo, encabezan las preferencias de acuerdo con las encuestas.

Durante la etapa previa a los comicios, se promovió una campaña de desprestigio contra el gobierno, la cual fue coordinada y dirigida desde Miami (EE.UU.) por exbanqueros prófugos y un exfuncionario sindicado por corrupción (también fugitivo).

La toma de posesión presidencial y el cambio de mando serán el 24 de mayo próximo.

Anuncios