Etiquetas

, , , , ,

1Evo.jpg
Tiquipaya, Bolivia, 20 jun (PL) Al inaugurar hoy aquí la Cumbre Mundial de los Pueblos, el presidente de Bolivia, Evo Morales, rechazó los intentos de las potencias de responsabilizar a los migrantes con la inseguridad y la crisis económica.
De acuerdo con el jefe de Estado, son las invasiones coloniales y el saqueo de los pueblos los causantes de este problema.

‘Cualquiera que tenga el color de piel más oscuro ha sido considerado por los imperios como culpable de la inseguridad en el mundo’, advirtió el mandatario, y recordó que con ese pretexto asesinaron a los indígenas, exterminaron a los judíos y ahora encierran a los musulmanes.

En opinión del presidente el mal viene de adentro mismo de los imperios que concentran abusivamente las riquezas arrebatando las tierras a los indígenas, apropiándose de los minerales africanos, robando el petróleo a los árabes y expropiando empresas públicas a los latinos.

‘Acaben con las invasiones y se acabará el terrorismo; acaben con el saqueo del mundo y se terminará la inseguridad; pongan fin a la pobreza y terminará la insurgencia’, expresó Evo, y advirtió que mientras haya injusticia social no habrá paz mundial.

En su discurso, Evo Morales llamó a no criminalizar las migraciones, ni responsabilizarlas con la crisis económica.

Se dice que el migrante quita empleos, pone en riesgo los derechos humanos de los trabajadores, pero son los latinos, africanos y asiáticos quienes hacen florecer los campos abandonados en occidente y ocupan los trabajos más duros en la construcción, la limpieza y los servicios, aseguró el gobernante.

En opinión del jefe de Estado, si la crisis en el norte no es más grave y devastadora, es gracias a ese trabajo barato.

‘La migración ha sido y seguirá siendo fuente de riqueza material y cultural de la humanidad’, expresó el mandatario.

Miles de delegados de 40 países de Asia, Europa y América participan en la conferencia que tiene como lema ‘Hacia una ciudadanía universal, por un mundo sin muros’.

La cumbre de dos días analizará las causas estructurales y sistémicas de la movilidad humana, el derecho a la ciudadanía universal, entendida como el derecho de las personas a trasladarse de un país a otro, y el impacto de las crisis económicas, el cambio climático, las guerras y las intervenciones sobre los flujos migratorios.

También se abordarán las estrategias conjuntas para la observancia, protección y ampliación de los derechos de los refugiados y sus familias y la contribución de los migrantes al desarrollo de los países.

Anuncios